by _comunica2punto0

#marketing Directores de marketing nombrados a dedo e influencia en empresas públicas: el caso Rato

In Marketing on 17 abril, 2017 at 9:20

Rodrigo Rato, el que fuera director gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI) continúa siendo uno de los grandes protagonistas de la actualidad.

Un reciente informe elaborado por la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil (UCO) revelaba que la familia Rato, a través de privatización de empresas públicas, había ganado hasta 82 millones de euros durante los primeros años del Gobierno de José María Aznar.

Dentro de los negocios que se atribuyen a Rodrigo Rato y sus familiares aparece una maraña de sociedades dedicadas a la publicidad.

La más importante es Cor Comunicación. La Guardia Civil indica en sus informes que, de los citados 82 millones de euros, hasta 67 se habrían facturado a través de esta empresa propiedad de la familia Rato.

Nuevos datos de los informes de la OCU explican, tal y como recogen desde el diario El Mundo, que Rato encargaba a algunas de las empresas públicas las campañas publicitarias con Cor Comunicación. Unas operaciones que le valieron hasta 30 millones de euros.

“En el año 1998, Cor Comunicación consiguió los primeros contratos con algunas de las empresas que habían sido sometidas a procesos de privatización, tales como Telefónica, Endesa o Repsol y en años posteriores con Aldeasa, Argentaria/BBVA, Logista y Retevisión, así como Paradores”, se especifica en el informe.

La influencia en las empresas públicas

Avanzando en los datos comprobamos que estas empresas se convirtieron en la principal fuente de ingresos de Cor Comunicación, llegando a representar el 98% de su facturación. La Guardia Civil señala que se trata de una compañía “creada ex profeso”, para recibir el dinero procedente de las empresas públicas que Rato se encargaba de privatizar.

Un planteamiento que se refuerza con las declaraciones de Vicente de la Calle, presidente de Azucarera Ebro en 1999. El testimonio ofrecido a la Guardia Civil muestra cómo asegura que fue Rodrigo Rato, desde su puesto en el Ministerio de Economía y Hacienda, el que le indicó que Cor Comunicación debía ser la empresa a contratar para sus campañas publicitarias.

La opacidad de las operaciones de Cor Comunicación, sin capacidad para gestionar los contratos con los que contaba según la Guardia Civil, es patente. Llegó a conseguir una comisión del 3% al actuar como intermediaria en una operación de gestión de espacios publicitarios para radio. Un movimiento que se encuentra fuera de su especialidad.

Otros ex directivos de grandes empresas en las que el Estado contaba con participación han apuntado a la influencia del ex ministro a la hora de contratar sus empresas. Pero el caso de Cor Comunicación no es un hecho aislado.

El papel fundamental de Altadis/Logística

Los informes ponen de manifiesto que todas las empresas de la familia Rato facturaban a través de Altadis (antigua Tabacalera) a la que pertenecía Logística. Juan Rizo, ex consejero delegado de Logística explica que Cor Comunicación llega de la mano de Pablo Isla, actual presidente de Inditex.

La UCO señala que todas las empresas de la familia Rato comenzaron a facturar cuando Rato ocupaba un alto cargo en el Gobierno dejando de facturar en el momento en el que Pablo Isla deja la compañía. Hasta 4,18 millones de euros se habrían facturado con Altadis/Logística.

Las acusaciones de la UCO se refuerzan con las declaraciones de Javier Blanco, responsable de marketing de Paradores. Este testificó a la UCO que él siempre era el responsable de seleccionar las compañías publicitarias con las que trabajaba la empresa pública.

En el caso de Cor Comunicación fue propuesta desde la dirección para participar en el proceso de selección. Un hecho bastante llamativo si tenemos en cuenta que el único elemento decisorio por el que finalmente Cor Comunicación fue la elegida por Paradores era su buena relación con los medios, a pesar de que creativamente no despertaban ningún interés.

En ese momento la presidente de Paradores era Ana Isabel Mariño que fue propuesta para el puesto por el propio Rato. Entre 2001 y 2004 Cor Comunicación facturó de la mano de las campañas publicitarias de Paradores 2,1 millones de euros.

María Ángeles Carsi, directora de marketing de Aldeasa testificaba ante la Guardia Civil que fue obligada a facturar con Cor Comunicación.

Directores de marketing nombrados a dedo

Los tentáculos de la influencia de Rodrigo Rato iban aún más allá. El informe de la UCO pone el foco en el caso de Aurora Rato. La sobrina del ex vicepresidente del Gobierno fue la encargada desde su puesto en Aldeasa de contratar los servicios de Cor Comunicación.

Aurora Rato se convirtió con 27 años en la jefa del área de marketing de la compañía y, en apenas dos años, se erigió como subidrectora sin necesidad de superar ningún proceso de selección según informan desde Aldeasa.

Carsi explicaba a la Guardia Civil que la sobrina de Rato no contaba con las capacidades y habilidades suficientes para desempeñar el cargo que ostentaba. Fue la propia María Ángeles Carsi la encargada de formarla y, según su testimonio, ni siquiera después de este periodo estaba preparada para el cargo.

Aurora Rato abandonaba la compañía en diciembre de 2004 coincidiendo con la caída del entonces presidente de Aldeasa, José Fernández Olano. Este había sido nombrado por Rato siendo destituido por el Gobierno del PSOE. Al salir de la empresa Olano la facturación de Cor Comunicación se convirtió tan sólo en un recuerdo.

via Marketing Directo http://ift.tt/2pHF95J

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: