by _comunica2punto0

#marketing Las marcas y la intimidad de los singles – Carlos Castaño

In Marketing on 20 abril, 2017 at 10:13
Carlos Castaño

Las marcas y la intimidad de los singles – Carlos Castaño

Las marcas necesitan crear relaciones de cercanía y confianza. Las marcas necesitan conectar la intimidad, esa zona espiritual de confianza y amistad con uno mismo o con alguna persona. Las marcas, según la tendencia actual y futura, quieren establecer relaciones a largo plazo con su target. No basta con conocer sus necesidades, sino también sus aspiraciones e inspiraciones.

Las personas no podemos vivir sin vínculos de intimidad y, sin embargo, vivimos en un mundo en el que resulta muy difícil disfrutar de ello.

Las marcas que quieren llegar a la intimidad de una persona necesitan escuchar y hablar. Escuchar y hablar, crear una conversación a través de la empatía y en la sepamos transmitir un compromiso real con aquello que apasiona al consumidor. Pienso que las marcas pertenecen a las personas que la consumen, y cada vez más.

Llegar a esta zona de intimidad y hogar de una persona es muy difícil, pero hay muchas marcas que trabajan en ello y llevan años consiguiéndolo. El problema está cuando tenemos que llegar a personas que han adoptado otra forma de llevar su intimidad: las personas han decidido vivir solas. Los llamados singles.

Es una realidad que cada vez más personas viven solas. En 1950, aproximadamente un 3% de la población europea vivía sola. Actualmente en España, según el Instituto Nacional de Estadística, el número de personas que viven solas alcanza los 4.584.200, el 25,0% del total de hogares en España. Cifra aún mayor en países como París, Múnich o Suecia.

Lo tenemos bien estudiado: El single no tiene una relación de pareja estable, suele vivir en ciudad grande, con estudios superiores y perteneciente a una clase social media-alta. Pero, ¿serán capaces las marcas de hablar en la intimidad con ellos?

Cuando hablo de intimidad, hablo de cuanto serán las marcas capaces de acercarse al consumidor sin incomodarlo, tener bien establecidos los límites, saber lo que van a compartir con nosotros y lo que no. Porque dentro de la intimidad también hay que valorar los silencios, las pausas, la soledad.

Todo muy bonito, pero ¿afronta igual la soledad un hombre casado, con trabajo por la mañana y que tiene que acompañar a su hija a clases de baile por las tardes, que un single?

La intimidad del prototipo de familia que estamos acostumbrados puede ser esa Budweiser que tomas al acabar el día o la noche del miércoles de cada semana viendo The Walking Dead sentada en el salón de casa. La intimidad de un singles será bien distinta, y estará ligada a una intimidad más relacionada con la compañía, en lugar de con la soledad.

Las marcas se enfrentan a crear relaciones íntegras con estos nuevos colectivos sociales que tenemos hoy en día, en los cuales no solo interesa conocer sus necesidades (menos ofertas 3×2 y más productos formato pequeño) sino también que la marca forme parte de ese momento íntimo del consumidor.

via Marketing Directo http://ift.tt/2oSzr1J

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: